Música >> Festivales, Portada

Ruth Baker Band en el FIB: “Llegamos a pensar que sería imposible, pero el sueño se ha hecho realidad”

Un grupo castellonense con cantante valenciana, Ruth Baker Band, abrirá el FIB 2016. Lo hará el jueves 14 de julio. Seguro que conseguirán su objetivo: “Shake!”. Ni medio año ha transcurrido desde la publicación de su disco de debut y ya se ven cumpliendo “un sueño”, tal como reconocen a Nomepierdoniuna.
  
Envía Envía
Imprimir Imprimir

Noticias relacionadas

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , ,

Ruth Baker Band (de izquierda a derecha): Carlos Cruz (batería), Iván Chabrera (guitarra), Ruth Baker (voz), Nacho Fandos (guitarra) y David Franch (bajo). Foto: Rosana Ayza.

Los primeros rasgueos de guitarra y los primeros golpes de batería acompañados por el ritmo de bajo que sonarán en el FIB 2016 tendrán firma castellonense. A las 19:30 del jueves 14 de julio, sobre el Escenario Radio 3 FIB Club, estarán ubicados los siete componentes de Ruth Baker Band. No sería extraño que de inmediato se les uniese un teclado y un trombón, segundos antes de que la voz negra de una valenciana comenzase a atacar un tema que bien pudiera ser “Changing my way”, esa dosis de high energy que titula el disco con el que se ha estrenado este grupo que consigue reunir de manera satisfactoria dosis equilibradas de rock clásico, hard, soul, funky, sixties, incluso desarrollos cercanos a la psicodelia o marcados ritmos propios del grunge. Ni medio año lleva el disco en  la calle y puertas tan complicadas de abrir como las del FIB ya les han dado la bienvenida.

Los componentes de Ruth Baker Band no son precisamente nuevos en el negocio de la música, por lo que este espectacular arranque –cada uno de sus vídeos resulta un éxito de visualizaciones y comentarios- se lo toman con alegría pero de manera comedida, porque por su experiencia son conscientes de que cada paso cuesta mucho de dar. La menos experta de todos ellos es la propia Amparo Jiménez/Ruth Baker, quien de manera paralela cuenta con proyectos más modestos de versiones en Valencia. En cuanto al resto, el guitarrista Iván Chabrera lideró Los Búhos, el grupo mod más importante surgido en Castellón en el siglo XX, donde formaba equipo con su esposa, la teclista María Pascual, recuperada para la escena por Ruth Baker Band, y culpable en gran medida de la existencia del grupo; además, Iván se dedica profesionalmente a la gestión técnica de conciertos y festivales. El otro guitarrista, Nacho Fandos, y el bajista David Franch (ambos vila-realenses) llevan años formando equipo en formaciones como Ultimabala, The Stolen Jackets y The Electric Ones, grupo éste último del que también formó parte el batería Carlos Cruz, a su vez miembro de los benicenses Skizophonic, donde coincide con Javi Gascón, quien ahora cambia el bajo por el trombón. Nacho, además, está al frente de los locales de ensayo y sala de conciertos castellonense La Burbuja, su centro de operaciones.

Iván Chabrera toma la voz para repasar cómo ha sido hasta el momento la trayectoria de Ruth Baker Band y apuntar sus sensaciones sobre presencia del grupo en el Festival Internacional de Benicàssim, una experiencia que, dos de ellos, Carlos y Javi, ya han vivido, en la edición de 2014 con Skizophonic.

>A priori, ¿qué supone para vosotros estar incluidos en el cartel del FIB 2016?
Es un soporte brutal a la hora de publicidad para la banda y es como nuestro premio a dos años de duro e intenso trabajo (cinco desde que empezamos los chicos en The Electric Ones). La verdad que está siendo una experiencia gratificante hasta el momento.

>¿Cómo se produce ese momento en que os dicen si tenéis algo mejor que hacer en esos días que tocar en el FIB?
Pues ha sido como una larga agonía (entre la esperanza y desesperación) que al final ha dado su resultado, ya que desde que enviamos nuestro trabajo a los responsables (a los cuales les encantó desde el primer momento) hasta que finalmente nos dijeron si queríamos formar parte del cartel del FIB 2016 pasaron más de seis meses. Incluso ya pensábamos que sería imposible… pero, bueno, al final parece que los sueños se hacen realidad.

>Os costó un poco publicar vuestro primer disco, pero desde entonces todo parece haberse disparado… para bien. Vuestro primer videoclip obtuvo una gran respuesta, acto seguido editasteis el CD y os comenzaron a llegar conciertos. ¿Sorprendidos por este arranque?
Pues la verdad es que costó sacar el disco por varias razones.Una fue que la primera versión que grabamos se borró del disco duro y la única que sobrevivió fue “Shake!”, que la teníamos ya editada, con lo cual hubo que ponerse manos a la obra desde casi cero otra vez. La segunda es porque queríamos hacerlo bien. La tercera, porque es autoeditado, con todo lo que conlleva esto y el dinero que sale de nosotros. ¿Sorprendidos? Pues ciertamente los conciertos no llueven del cielo, hay que buscarlos y esto es un trabajo que hacemos a diario. Mandamos copias a todos los puntos que se nos ocurren dentro y fuera del país. El arranque es algo que hemos ido preparando concienzudamente. Sí es cierto que hay más gente interesada y que concierto a concierto hace que nos llegue alguna oferta, pero la suerte sin trabajo no llega.

>Vamos al inicio. ¿Cómo se produce la unión entre The Electric Ones y Ruth Baker?
A Ruth Baker la conocía María Pascual (pareja de Iván y ex Búhos). María hacia producción musical y solía contar con ella para los eventos. Yo también la fui conociendo a través de estos eventos. Ruth Baker siempre comentaba que le gustaría montarse un grupo de rock y dijimos de fusionarnos con The Electric Ones. Le enviamos un par de temas que teníamos y le pareció estupendo.

>¿Cuándo y por qué decidís pasar de Ruth Baker & The Electric Ones a ser Ruth Baker Band?
Simplemente porque cuando Carlos y yo decidimos dejar The Electric Ones (por incompatibilidad y tiempo material con tener dos o tres bandas) ya no tenía sentido llamarnos The Electric Ones, ya que dos de los cuatro no pertenecíamos a la banda y decidimos cambiar el nombre .

>Por cierto, ¿en qué punto están ahora The Electric Ones (ya sin Iván ni Carlos, y con la llegada de Pascual Tirado, ex Ultimabala, donde formaba equipo con Nacho Fandos y David Franch, además de su hermano, Hèctor Tirado)?
Franch y Nacho están ensayando con Pascual y componiendo temas nuevos y suponemos que harán algún estreno de todo esto. Por el momento los tenemos ocupados a tope con conciertos.

>Erais quinteto, pero desde que editasteis el disco participan en algunos directos Javi Gascón, al trombón (miembro de Skizophonic), y María Pascual, a los teclados, quien vuelve tras Los Búhos. ¿Son componentes oficiales de la banda o sólo actuarán en algunas ocasiones?
Gascón lleva tocando con nosotros desde casi el principio. Es un amigo y nos sentimos muy cómodos con él. Ahora en verano viene a los ensayos y es una parte activa del grupo. En invierno tenemos los ensayos entre semana y eso hace que no pueda estar tan activo como ahora. Por otro lado, María es una parte activa aunque no visible del grupo (por ejemplo, tocar en el FIB e incluso llegar a estar tocando juntos en gran parte es culpa suya). Ha colaborado en un par de conciertos y también estará en el FIB, y aunque nos gustaría que estuviese más integrada en el grupo a la hora de tocar, sus obligaciones laborales y familiares la mantienen muy ocupada; aunque es cierto que sin trombón y teclado igual hacemos conciertos, eso no hace que sean partes menos activas en el grupo.

>¿Cómo surgen las canciones de Ruth Baker Band? Lo digo porque a pesar de que todos venís del rock, escogisteis ramas distintas y no sé exactamente cómo, hacéis encajar esas influencias (sixties, hard, soul, incluso grunge).
Pues simplemente surge. Por ejemplo, puedo llevar una idea con acordes y melodía y Amparo darle una vuelta a la melodía y ponerle un toque más negroide, Nacho hacer unos arreglos a su estilo hard rockero y ya le añadimos la base contundente de Franch y Carlos… pues ahí sale. O a la inversa. Luego depende de cómo lo vemos, pensamos ya en meter o no trombón y teclados.

>¿Y de dónde surge esa voz negra de una valenciana como Amparo?
Supongo que gracias a la madre que la parió (risas).

 >¿Esa participación el recopilatorio de canciones de Beasts of Bourbon editado por el sello francés Beast Records se queda ahí o hay alguna opción de trabajar con ellos –o con otra discográfica- a nivel internacional?
Esto viene de la amistad que hicimos María y yo con Andy Moore (Digger and The Pussycats) y su mujer cuando estuvieron viviendo en Castellón durante un año. Mi mujer y su mujer se conocieron y cuando nos presentaron la magia y sintonía se apoderó de nosotros. Estamos siempre en contacto y fue él quien nos animó (aquí nos vio un montón de veces) a que grabáramos un tema. Esperemos que podamos colaborar. Lo que sabemos que la nuestra, “You let me down” es una de las tres canciones que más le ha gustado a Spencer P. Jones guitarrista de Beats of Bourbon y autor del tema- y que saldrá tanto en la edición de CD como la de vinilo

>¿Qué vais a preparar para el concierto que abrirá el FIB?
Aún no lo hemos pensado, pero como tenemos media hora nos gustaría hacer prácticamente lo que es disco con alguna versión quizás.

>¿Qué grupos os atraen del cartel de este año?
Creo que este año más bien va a ser una edición para descubrir grupos.

Ruth Baker Band, al final del concierto de presentación del disco ‘Changing my way’, el pasado 21 de mayo en la castellonense sala La Burbuja. Foto: Antonio García @rockmuseumlive

>Y más allá del FIB, ¿qué tenéis a la vista?
Tenemos concierto el 23 de julio en la Fiesta Wattussi en el 16 Toneladas, de Valencia, con Los Blancos de California; el  Tarugo Rock 12 de agosto y la Concentración Harley el 3 de septiembre en Alcossebre. Seguimos trabajando a diario para buscar más conciertos pero es cierto que vamos seleccionando cada vez más; por ejemplo, no tocar en un tiempo en Castellón ciudad.

CARLOS CRUZ Y JAVIER GASCÓN, REPETIDORES EN EL FIB

Además de Skizophonic y Ruth Baker Band, Javi Gascón y Carlos Cruz forman equipo como Djs: Drum & Gas. Foto: Antonio García, @rockmuseumlive

>Segunda participación en el FIB y con dos proyectos distintos. ¿Ya no es la misma ilusión al no ser la primera o al tratarse de un grupo diferente sí es como la primera vez?
(Gascón) Tocar en el FIB siempre es especial. Es uno de esos conciertos que no se te quita de la cabeza y cada día tienes un pensamiento, como si fuese una chica que te gusta. Pero no puedo compararlo a cuando toqué con Skizophonic; aquello fue algo que no olvidaré, fueron muchas emociones juntas.
(Carlos) Es diferente pero igualmente ilusionante. Pero recuerdo que el hecho de tocar por primera vez añadía una presión. Los días antes de tocar la gente nos paraba por Benicàssim para preguntarnos por el concierto, fue una locura.

>A Skizophonic lo veo un poco parado. ¿En qué momento está en la actualidad?
(Gascón) Estamos en pleno proceso compositivo y de cambios. Quedamos todas las semanas para intentar sacar un discazo y que la gente piense que no estaban muertos que estaban de parranda.

>Dos años después, ¿qué recordáis de aquel concierto con Skizophonic y de toda la experiencia fiber que vivisteis desde dentro?
(Gascón) Lo recuerdo todo. Absorbí aquella experiencia como una esponja. Recuerdo el trato exquisito al músico y por encima de todo cómo disfruté el directo. La potencia en monitores era tal que el sonido te penetraba por todos los poros, era imposible no sentirte una jodida estrella de rock por unos minutos.

La formación de Skizophonic que actuó en el FIB 2014 (de izquierda a derecha): Dan Alcaide, Eloy Alcaide, las Skizonettes (Sofía Royo, Sol González y Nuria Pallarés), Nacho Galí, Javier Gascón y Carlos Cruz. Foto: Rosana Ayza.

>¿Tuvo alguna consecuencia posterior para Skizophonic aquella actuación?
(Gascón) Siempre tiene alguna consecuencia tocar en el FIB, ya sea buena o mala. La cuestión es no creerse que tocar en el FIB te abre las puertas del cielo. Para sacar un proyecto adelante necesitas más que un buen escaparate, en eso estamos trabajando.

 >¿Cómo surge la idea de que Javi entre a tocar el trombón con Ruth Baker Band?
(Carlos) Skizophonic y Ruth Baker Band ensayamos en el mismo local y alguna vez Gascón se quedaba a ver los ensayos, le gusta mucho ese rollo de música. Para una canción que grabamos le pedimos que metiera un arreglo de vientos y nos gustó la sonoridad del trombón, así que fue de manera progresiva, casi natural, que fuese entrando en los directos.

>¿Para Carlos resulta muy diferente llevar el ritmo en uno y otro grupo? ¿Qué diferencias más notables encuentras?
(Carlos) Son dos estilos muy diferentes. En el aspecto técnico Ruth es rock&roll puro y tocar es muy divertido;  con Skizophonic el estilo y los temas obligan a variar en una misma canción más veces el ritmo y eso lo hace que sea un poco más complicado. Pero en el aspecto personal, con las dos bandas hay un feeling muy bueno.

>Como habituales del FIB como espectadores, ¿qué os parece la edición de este año?
(Gascón) Ha mejorado el cartel respecto a los dos últimos años y se suma a que soy otro fan más de Muse. También te digo que cuando hablo del FIB no soy demasiado objetivo: me crié a sus faldas, me cuesta criticarlo.
(Carlos) No me gusta demasiado el cartel de este año. Salvo Muse, que es una banda de un directo perfecto.

>¿Cuál es vuestra edición favorita de las que habéis vivido?
(Gascón) El 2014 por razones obvias y también recuerdo que el 2002 fue muy bruto, con Radiohead, Planetas, Muse, Suede, Paul Weller, Supergrass, The Cure… otros tiempos.
(Carlos) La del 2007 y la del 2002 con Suede y Radiohead. Eran carteles increíbles y en esa época tampoco había tanta competencia en festivales, así que ver a este tipo de grupos internacionales era casi exclusivo del FIB.


  1. Pingback: Ruth Baker Band: "Nos gusta la variación, no ser puretas, lo que abre y cierra puertas a la vez" | nomepierdoniuna

Deja un comentario

He leído y acepto el Aviso Legal

Puedes consultar el tratamiento que hacemos de tus datos y la forma de ejercitar tus derechos en nuestra Política de Privacidad,