Cine >> Portada

En busca de la identidad. Noviembre de cine en el Teatre Municipal de Benicàssim y el Raval de Castellón

Mientras esperamos que el tiempo se estabilice a estas alturas del otoño, y en medio de una incesante discusión en torno a la identidad generada en los últimos meses ante la creciente presión de Catalunya por la independencia, los teatros de Benicàssim y el Raval de Castellón nos traen varias películas que abordan la cuestión. Destacamos ‘Gloria’, ‘La piedra de la paciencia’, ‘Carne de perro’ y ‘La gran familia española’, con banda sonora del norteamericano Josh Rouse, cabeza de cartel de la fiesta de quinto aniversario de Nomepierdoniuna.
  
Envía Envía
Imprimir Imprimir

Noticias relacionadas

Etiquetas

, , , , , , ,

¿De qué hablamos cuando nos referimos a un concepto como el de la identidad, que tanto está dando que hablar últimamente? Según el diccionario de le RAE, identidad es el “conjunto de rasgos propios de un individuo o de una colectividad que los caracteriza frente a los demás”. También es la “conciencia que una persona tiene de ser ella misma y distinta a las demás” y el “hecho de ser alguien o algo el mismo que se supone o se busca”. Como vemos, no se puede hablar de la identidad a la ligera. Y los ciclos de cine que el Teatre Municipal de Benicàssim y el Teatre del Raval de Castellón ofrecen este mes de noviembre nos permiten acercarnos a las diferentes nociones de este concepto. Por su precio habitual de 3€ en ambos espacios.

En Benicàssim la cartelera comienza con programa doble. Del día 1 al 3 de noviembre, a las 18.30 podremos ver las aventuras de Zipi y Zape y el club de la canica (Oskar Santos, 2013) y a las 22.30 las desventuras de La gran familia española (Daniel Sánchez Arévalo, 2013). Ambas películas de producción nacional nos ofrecen dos miradas hacia nuestra propia cultura. Por un lado el revival de los míticos personajes de comic creados por José Escobar, en un intento de rememorar aquellos años 70 al mismo tiempo de recuperar el cine juvenil de los 80 al estilo de Los Goonies (Richard Donner, 1985). Una película sin más pretensiones que las de entretener y acercar vínculos entre padres e hijos. Por otro lado nuestra pasión futbolera, capaz de poner en peligro hasta una boda. El mismo día que se celebra la final del mundial de Sudáfrica, el pequeño de una familia de cinco hermanos se casará con su novia embarazada, consecuencias de la expresión popular “marcar un gol”. La película de Sánchez Arévalo ha tenido muy buena acogida después de las tibias críticas a Gordos (2009) y Primos (2011). Haciendo hincapié en la juventud agridulce y las tensiones familiares, Árevalo ofrece un film irregular pero capaz de conmover al espectador y motivarle a autocriticarse. La banda sonora, además, ha sido creada por el músico norteamericano afincado en Valencia Josh Rouse, que el viernes 22 de noviembre actuará en la Fiesta de quinto aniversario de Nomepierdoniuna.

Escena de 'La piedra de la paciencia'.

El fin de semana del 8 y 9 de noviembre, a las 22.30, descubriremos La piedra de la paciencia (Atiq Rahimi, 2012). Una película afgana que se acerca de un modo intimista al conflicto que vive el país desde hace años. Una mujer tiene que quedarse en casa a cuidar de sus dos hijas y de su marido, herido en una reyerta y en estado de coma, mientras evita las guerrillas que siguen luchando en la calle. Su protagonistas, Golshifteh Farahani se llevó el premio a la mejor actriz en el Festival de Gijón. Y el fin de semana siguiente, el del 15 al 17, volveremos a encontrarnos con Una casa en Córcega (Au cul du loup, Pierre Duculot, 2011), después de haberse pasado por el EspaiCinema entre el 11 y el 14. Así que no hay excusa para no perdérsela. Además, tendrá doble sesión en Benicàssim, a las 19.30 y a las 22.30.

Y el estreno más interesante de este ciclo es el que podremos ver entre el 22 y el 24 de noviembre, también con doble sesión el sábado y domingo. Se trata de Gloria (Sebastián Lelio, 2012). La película se llevó tres premios en el pasado Festival de Berlín (premio del jurado, mejor actriz y premio especial) y el premio Cine en construcción en el Festival de San Sebastián. Gloria, intachablemente interpretada por Paulina García, es una mujer de 58 años y sola en la vida. Para llenar el vacío que siente no para de realizar actividades por el día y buscar el amor por la noche. Conocerá a Rodolfo, y lo que comienza siendo una feliz relación sin quebraderos de cabeza se irá complicando ante la dependencia de éste hacia sus hijos y su exmujer, al tiempo que está obsesionado con Gloria. Una tragicomedia chilena que junto a la reciente La vida de Adèle (Abdel Kechiche, 2013) es un torbellino de pasiones y emociones que llega al espectador de una manera directa y sincera. Como las pocas películas chilenas que llegan a nuestras salas, una pequeña joya a tener en cuenta.

Y el ciclo se cerrará el fin de semana del 29 (22.30) y 30 (19.30 y 22.30) con la película de la que más se ha hablado en nuestra región desde su paso por el Cinema Jove: La bicicleta verde (Haifaa Al-Mansour, 2012), que ya pudimos ver en el Paranimf de la Universitat Jaume I. Para los que no pudieron acercarse, ahora vuelven a tener la oportunidad de no perderse la primera película dirigida por una mujer en Arabia Saudí.

En Castellón, la cita con el cine se dará los jueves a las 20.00 y los viernes a las 22.00 en el Teatro del Raval. Los días 7 y 8 conoceremos a Marcel Lévesque, El vendedor (Le vendeur, Sebastián Pilote, 2011). Una película canadiense que pasó desapercibida por nuestro país pero que contiene una apasionante historia en la que este “vendedor del mes” ve peligrar su trabajo y su vida a causa del cierre de una planta de papel, el motor económico del pueblo que habita. La interpretación de Gilbert Sicotte y el tratamiento que ha decidido llevar a cabo el realizador para contarnos su historia son los dos puntos más destacables de este interesante film.

Los días 14 y 15 podremos ver otra película chilena: Carne de perro (Fernando Guzzoni, 2012), donde seguiremos a Alejandro, un hombre de 55 años que vive atormentado por su pasado de torturador durante la dictadura de Pinochet. Su percepción distorsionada de la realidad le impide encontrar una salida, una nueva identidad. El film se llevó el Premio Nuevos Directores en el Festival de San Sebastián.

Y con un ejercicio de cine clásico de qualité  cerraremos el mes en el Raval los días 21 y 22 de noviembre. El último concierto (Yaron Ziberman, 2012) reúne los talentos interpretativos de Philip Seymour Hoffman, Christopher Walken, Catherine Keener y Mark Ivanir para darle un homenaje a la música de cámara y a la profesión del interprete. Todo comienza con los síntomas de Parkinson que experimenta el personaje de Walken. Esto provocará brechas en el grupo mientras se decide si será reemplazado o no, y si será posible un nuevo cuarteto de cuerda con las manos de otra persona tocando el violonchelo. Cada personaje tendrá su drama personal y las historias se entrecruzarán. Un ejercicio de estilo que recupera el sabor de las obras clásicas y que, sin lograr trascender, ofrece una buena y reflexiva película.

Más artículos de Adrián Tomás Samit en su blog de cine Anuncios para coches.

Deja un comentario

He leído y acepto el Aviso Legal

Puedes consultar el tratamiento que hacemos de tus datos y la forma de ejercitar tus derechos en nuestra Política de Privacidad,