Música >> Festivales

La corriente eléctrica entre dj y público en el Arenal

Desde el atardecer y hasta el amanecer (y más). La electrónica es uno de los pilares del cartel del Arenal Sound, cuya séptima edición se celebrará en Burriana del 2 al 7 agosto. Pero, ¿cómo lo vive una dj? ¿Qué se siente? ¿Cómo ha de ser un set para hipnotizar al 'sounder'? Ley Dj, We Are Not Djs y Sandro Avila nos dan las claves.
  
Envía Envía
Imprimir Imprimir

Noticias relacionadas

Etiquetas

, , , , , , ,

Es uno de los motores del festival. La música electrónica es una de las partes que más peso tiene del Arenal Sound. Tan sólo hay que fijarse en ediciones como la del 2015, con el triunfo total de las dj’s Nervo. Tanto en su escenario principal, secundario, en la playa, en la piscina… e incluso en el camping. Los dj’s pueblan, año tras año, el festival. Antes de que arranque su séptima edición, que se celebrará del 2 al 7 de agosto en Burriana, y que ya está marcada por las idas y venidas y las polémicas, analizamos el fenómeno del dj y la electrónica en el festival (consulta nuestra guía breve del Arenal Sound en 22 pasos aquí).

Esas últimas horas de la mañana en la piscina, bailando mientras cae el sol o junto al amanecer… es sorprendente ver la cantidad de gente que continúa quemando zapatilla las ocho de la mañana. Alguien que sabe muy bien la corriente que es capaz de crear la electrónica en el Arenal Sound es Ley Dj. Es una de las dj’s que mejor se conoce el festival: la playa de Burriana ha bailado innumerables veces a su compás. Para la pinchadiscos valenciana el Arenal Sound fue su primera oportunidad en un festival de gran formato, cerrando en 2011 el escenario principal y sustituyendo en el último momento a The Zombie Kids: “Para mí el Arenal Sound es un festival muy, muy especial. Disfruto mucho viendo la evolución que ha tenido el festival y yo misma”, confiesa, “hemos crecido juntos. “Además es el escenario en el que estrené mi live show en 2014; siempre te permite probar cosas nuevas”, asegura.

Ley Dj.

Yolanda y Paco o, como se les conoce en el Arenal Sound, We Are Not Dj’s también se conocen bien el festival: “Pinchar en el Arenal Sound es pura adrenalina. El público se entrega desde el minuto cero, baila, corea, anima y sigue con atención cada gesto del dj”, nos explican, “y nosotros también bailamos y botamos sin parar, nos entregamos y lo damos todo”. We Are Not Dj’s estarán en esta edición (sábado 6, a las 02.45 en el escenario Inside) para disfrutar de todas esas cosas que son Arenal Sound: “Aunque sea un tópico, el buen rollo es la nota dominante. Y es que no puede ser de otra manera cuando miles de personas conviven durante 6 días por y para la música; y la fiesta, claro. Ni la lluvia ni la burocracia puede apagar sus ganas de pasarlo bien“, remarcan.

El ambiente y el tornado de sensaciones son las dos grandes características que consiguen arrastrar a la mayor parte del público del festival. Explotando ese ambiente festivo y veraniego: “Son unas largas vacaciones en la playa rodeados de música y mucha party!”, explica Ley Dj. Pero, ¿cómo vive un dj el festival? “Es una sensación indescriptible. Saber que estás delante del festival más multitudinario de España impone, ¡y mucho!”, nos cuenta la dj, “la gente es súper enérgica, y eso se contagia. Tocar allí es como un maratón, desde la preparación del show previa con la producción correspondiente, hasta el desarrollo del mismo. Yo siempre acabo totalmente extenuada, pero muy, muy feliz”, exclama. “Arenal Sound tiene mucho público, es el mayor festival de España”, añaden We Are Not Djs, “es un público muy variado y muy joven que ya va a darlo todo, y esto se nota y permite que puedan pinchar dj’s de estilos musicales muy diferentes. Además, los sounders valoran mucho a los dj’s y se entregan a ellos”.

We Are Not Djs.

Además de esa edición de 2011, Ley Dj guarda con especial cariño un recuerdo en el festival: “Un año estaba pinchando y, de repente, tocaron mi espalda por detrás. Yo no me giraba porque no entendía muy bien quién me llamaba en esos momentos. Me giré con cara de pocos amigos y de pronto vi a mi hermana pequeña, que había saltado la valla desde la primera fila y, con ayuda de mi manager, había llegado a subirse al escenario para saludarme y decirme que lo estaba haciendo genial, ¡muy surrealista!”, recuerda.

Confiesa que es “muy de conciertos”, y no piensa perderse a Kaiser Chiefs, Crystal Fighters, Belako, Perro, El Último Vecino, Grises y Zahara. De la parte electrónica del cartel se queda con Vitalic, Galantis y Dj’s From Mars. También la veremos haciendo de las suyas (3 de agosto a las 03.15 en el escenario Inside), así que nos desvela algunas de las claves para que un set consiga meterse en el bote al público: “Lo que siempre funciona son los estímulos constantes”, explica, “en mi caso intento dosificarlos y trabajar con inteligencia para crear un ambiente especial y una atmósfera que vaya in crescendo. Es bueno saber controlar los tiempos y no acelerarse”.

Por su parte, We Are Not Djs también se decantan por sesiones enérgicas, rápidas y contundentes: “En el Arenal Sound sacamos nuestro lado más salvaje. Detrás de cada sesión hay mucho trabajo previo, de selección y preparación, aunque en directo siempre se improvise y nunca sepas el resultado final, pero eso es lo que te mantiene en tensión constante y lo hace más interesante”, explican. We Are Not Djs  se queda con su sesión en la edición de 2013, en donde consiguieron dar en el clavo con una serie de collages que crearon a partir de vídeos freaks que se proyectaban mientras pinchaban. Del cartel de esta edición se quedan con The Hive, Two Door Cinema Club, I’m From Barcelona, Crystal Fighters, Vitalic y les “apetece mucho” ver a Edu Imbernon, “ya que no hemos tenido ocasión”.

Otro de los dj’s nacionales que vive con especial intensidad el Arenal Sound es el joven Sandro Avila: “Fue mi primer festival a lo grande. Es una experiencia única que recuerdo prácticamente todos los días. Aún recuerdo los nervios que tenía antes de empezar, con ganas de vomitar y de no poder hablar con nadie, aislándome en mí y concentrándome de tal manera que, al terminar la sesión, salí emocionado al ver a tanta gente coreando mi nombre“, confiesa.

Sandro Avila (domingo 7, a las 06.15 en el escenario Inside) también destaca ese ambiente “mágico” que crea en el Arenal Sound: “Se conoce gente con la que vives nuevas experiencias y se crea un entorno de buenrollismo“, destaca. Él lo tiene claro: “La situación del festival es perfecta: playa y mar”. Aunque también destaca la variedad de estilos de su cartel, que da respuesta a distintos gustos y que “cubre los diferentes momentos del día, desde el atardecer hasta el amanecer“. De esta edición, y lo que le permite su agenda, se queda con Two Door Cinema Club, Galantis, Felix Jhaen, Subshock & Evangelos, Edu Imbernon, Ed Is Dead, Izal y La Gran Pegatina.

La rutina de Sandro antes de pinchar es básica, y eficaz: “Lo que mejor me funciona es estar rodeado de mis amigos, pareja o de mi gente más cercana para poder evadirme con ellos”. En cuanto a la sesión, su propia inquietud e improvisación son la clave: “Jamás me preparo la música porque nunca sabes con qué te vas a encontrar, aunque sí que vas con una idea aproximada”. En Arenal Sound, se queda con el momento vivido en la edición de 2015 junto a The River, que se tuvo que reubicar ya que la lluvia obligó a cancelar su pinchada, cogiendo el relevo a Nervo y Mika: “Antes de empezar estábamos en la cabina agachados y habría exactamente 15 personas, al terminar la intro, que duró unos 2 minutos, nos levantamos y casi nos da un infarto al ver que había unas 20 mil personas delante, y que no paraban de llegar más”, narra.

Sandro Avila (derecha) junto a The River en el Arenal Sound’16.

Al final, el resultado de todo esto es la combinación entre esa inyección de estímulos gobernados por el o la dj, junto a todos esos elementos externos del propio festival: grandes escenarios, iluminación, el propio entorno, etc. Como el propio Sandro Avila explica: “Se perciben las ganas de bailar y de pasarlo bien. Mucha gente pagaría dinero por poder ver las caras de la gente disfrutar de esa manera, como las veo yo; pero creo que ver la felicidad y locura en un mismo rostro de esa manera, tan desatada, no tiene precio”. De esta forma el público rompe en cada jornada y termina, irremediablemente, bailando junto al amanecer. Alargando esas ganas de querer que ese instante de ebullición no acabe nunca.

Nervo en el Arenal Sound’15. Foto: Nerea Coll (Arenal Sound).

  1. Pingback: Guía del Arenal Sound que vuelve al mar | nomepierdoniuna

Deja un comentario

He leído y acepto el Aviso Legal

Puedes consultar el tratamiento que hacemos de tus datos y la forma de ejercitar tus derechos en nuestra Política de Privacidad,