- nomepierdoniuna - https://www.nomepierdoniuna.net -

La Feria del Disco del Hotel del Golf vive su mejor edición

La cita con el vinilo. Foto: Ángel Sánchez (ACF).

Unos metieron más vinilos en bolsas y otros menos, pero esta cuarta edición de la Feria del Disco del Hotel del Golf del Grau de Castelló (30 de noviembre y 1 de diciembre) es la que mejores sensaciones ha dejado entre los vendedores en la todavía corta historia de este evento. "No sabemos si es que se ha sabido llegar mejor a la gente o que al ser el cuarto año ya hay un mayor hábito, pero sí ha venido más público y hemos vendido más. Sobre todo la tarde del sábado y la matinal del domingo, con las actividades familiares, han estado muy animadas", era una conclusión compartida por la mayoría de la decena de expositores, unos cuantos con al menos dos años de experiencia en esta misma cita. Una impresión confirmada por el representante castellonense, José Mercadillo, quien ha estado presente en todas las ediciones: "Ha habido más movimiento y ventas que en ediciones pasadas. Ha estado bastante ambientado. Creo que a prácticamente todos nos ha ido mejor que otros años".

Una cuarta edición en la que, junto al reclamo de miles de vinilos (y, por primera vez, de complementos), se ha apreciado un descenso notable del número de cds y a la vez un aumento -modesto- de las durante años denostadas cintas de casete. Paco Lleixà, de Vinyl Room, de Tortosa, es uno de los que mayor oferta de casetes ha presentado, a sabiendas de que es más una cuestión nostálgica que práctica. "Es una apuesta personal que no acaba de cuajar. Compré cintas por estrenar de tiendas que habían cerrado. La gente se queda mirándolas, como un objeto nostálgico, pero no las compra. Se dice que está volviendo la cinta de casete, pero no es así. Algunos grupos editan en casete, pero acompañadas por descarga en Mp3. Solo he hecho alguna venta de casetes a gente que es muy fan de algo especial, como me ha ocurrido con una mujer muy seguidora de Depeche Mode. Hay gente a la que le gusta tener el objeto físico, pero luego escucha la música por internet".

Exposición 'Iconos de la cultura pop', de Juan Vitoria. Foto: Ángel Sánchez (ACF).

No es la Feria del Disco del Hotel del Golf un evento que reúna coleccionistas en busca de joyas de elevados precios: "La gente viene buscando precios bajos. En mi parada tengo las cubetas ordenadas por precios, desde el single de 2 euros a los más caros, y se nota que el público se detiene sobre todo en la parte más económica", comenta Paco Lleixà. Pipo, de I Love You Records (Ciudad Real) apunta en el mismo sentido: "La mayoría de los discos que he traído rondan los 5 euros. También tengo algunos de 50 o 60, pero son excepciones". Aunque Víctor, de VPR Records, de Manises, difiere ligeramente: "Bastante gente viene buscando cosas concretas, y pone por encima el hecho de encontrarlo y poder comprarlo a su precio. He vendido de todos los precios, de 5 o 7 euros, pero no es lo principal".

Imagen de la Feria del Disco del Hotel del Golf. Foto: Ángel Sánchez (ACF).

Entre los vinilos más caros vendidos en esta cuarta edición destaca Intención, de la banda catalana de rock progresivo Atila. Ocurrió en la parada de VPR Records por 100 euros. Un poco más abajo se quedó Granada de Sílvia Pérez Cruz, en Vinyl Room, por 80 euros. Nothing's Shocking, de Jane's Addiction, fue adquirido por 40 euros en la tienda valenciana 77 Goes, "aunque es una excepción, ya que la gente va bastante apredita y rebusca entre los precios bajos", resalta su propietario Daniel.

Pipo, de I Love You Records, apunta que "la gente no busca grupos en concretos, sino estilos. En mi caso, me especializo en música negra y latina, aunque también he vendido metal, rock, ska...". Sin embargo, en la parada de Vinyl Room hubo un triunfador concreto: Loquillo y Los Trogloditas. "No sé el motivo, pero he vendido casi todo lo que he traído de él. Me han preguntado principalmente por clásicos".

Exposición de guitarras de Armando Centelles. Foto: Ángel Sánchez (ACF).

Prácticamente todos los vendedores realizan giras -más o menos largas- por ferias y festivales, aunque hay alguna notoria excepción, como es el caso de VPR (siglas de Vómito Punk Records), con tienda física en la localidad valenciana de Manises, "pero si tuviese que vivir de los ingresos de la tienda, me estaría dedicando a otra cosa". Daniel, de la valenciana 77 Goes (con mayoría de material de garage y punk de los 80), comenta desde su todavía corta experiencia que "son las ferias y los festivales de música los sitios a los que acudo. Normalmente, cubres gastos. Así ha ocurrido en Castelló. Sé que he ganado dinero viniendo aquí. Otra cosa es si ganas más o menos, y ese cálculo aún no lo tengo".

En cuanto al tipo de público asistente, Pipo realiza el siguiente retrato: "Hay de todo, desde coleccionistas a quienes buscan ofertas, reediciones, estilos concretos. La mayor parte de los que han comprado tienen entre 30 y 60 años, aunque veo cada vez más jóvenes que buscan vinilo".

Además de la venta de discos, la feria ha contado con actividades complementarias que son habituales en esta cita anual. Es el caso del concierto de Memphis Band, con sus temas de Elvis, la presencia de combos de Mondo Rítmic (en el vídeo del final de la información, una versión de "Angelito" del grupo castellonense Motel) o la presentación del segundo disco de BlackFang, A foc lent (fabricado en la castellonense Krakatoa Records), con un particular show del cantante Calmoso, el bajista y cerebro del proyecto Diego Barberà y el dj Fonki Cheff. En el vídeo se puede escuchar el tema "Stereophònics".

Las sesiones pinchadas fueron continuas, a cargo de Juan Vitoria, Adela Domínguez, Patri Casjau y Lady Stardust (Hey Sister Squad), Jesús Bombín, los castellonenses Carlos Bru, Fonki Cheff y Krakatoa Records, además del francés Piroulis. Al mismo tiempo era posible visitar las exposiciones de Juan Vitoria (Iconos de la cultura pop) y las guitarras de los años 60 y 70 de Armando Centelles. Además, el periodista cultural Carlos Pérez de Ziriza habló sobre los vínculos de la música disco y el rock.