Arte, Fotografía, Música >> Entrada libre, Portada

Isósteles. Los nuevos creadores de Burriana toman La Mercé

Las hermanas Julia y Angie Vera, José Carlos de la Torre, Juan Rubio, Antonio Chacón y JJ Doc son los seis inquilinos actuales del Estudi Isósteles, donde se produce buena parte del nuevo arte creado en Burriana. Hasta el 20 de febrero ocupan la sala de exposiciones del centro cultural La Mercé con la intención de llegar a un número más amplio de público.
  
Envía Envía
Imprimir Imprimir

Noticias relacionadas

Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , ,

Imagen de la inauguración de la exposición de Isósteles en La Mercé. Foto: Narso Vera.

Burriana se está moviendo en estos últimos años en el apartado creativo. Han asomado artistas más o menos jóvenes, con poco de clasicismo y mucho de interés en registros más contemporáneos que van uniéndose en colectivos. Es el caso de Elixir Creativo o Estudi Isósteles, aunque en este segundo caso se trata de un espacio –una antigua nave naranjera- en el que confluyen una serie de pintores, fotógrafos, dibujantes, escultores e incluso músicos que desarrollan individualmente sus respectivos trabajos (también se han producido y se proyectan mutuas colaboraciones). Sus seis inquilinos actuales han trasladado algunas de sus creaciones durante unos días hasta la sala de exposiciones del Centre Cultural La Mercé para dar a conocer a un público más numeroso el trabajo que realizan a diario. A través de esta muestra es posible conocer algo más del arte caligráfico de Julia Vera y el pictórico de su hermana Angie Vera, flanqueando una instalación de gran formato de José Carlos de la Torre (artinwreck), la fotografía de Juan Rubio y un voluminoso biombo de aire oriental del mexicano Antonio Chacón, todo ello envuelto por la atmósfera sonora creada por JJ Doc. Hasta el 20 de febrero será posible visitar la muestra, coincidente del 3 al 5 con la celebración en el mismo edificio de la segunda edición del festival plástico-musical Emac.

Dos sillones y una mesita de patas de madera y superficie de cristal dan la acogedora bienvenida a la exposición. No es casual la presencia de estos elementos mobiliarios, ya que han sido trasladados desde la nave de Isósteles, donde dan forma a la zona de reuniones o de relax. La música ambiental ayuda a introducirse en esta multidisciplinar muestra propuesta por Rafa Marañón, coordinador de actividades de la concejalía de Cultura encabeza por Vicent Granel, que contará también con talleres de fotografía, lettering, pintura y programaciones impartidos por los propios artistas, en fechas a anunciar una vez quede atrás la celebración de emac.

Julia Vera, Rafa Marañón, Juan Rubio, Vicent Granel, Angie Vera, JJ Doc, Antonio Chacón y José Carlos de la Torre. Foto: Narso Vera.

JULIA VERA

Al lado de la zona de sala de estar aparecen las creaciones de Julia Vera. Son dos trabajos distintos. En uno de ellos utiliza como soporte el ventanal que permite visualizar la zona del anfiteatro. Sobre él, un abracadabra, aunque en forma vertical invertida respecto a la habitual, coronado con estrellas de seis puntas y un ejercicio caligráfico. En el vecino montaje desarrolla más visiblemente su especialidad. Sobre la blanca pared expone su arte en el lettering, dejando bien patente su interés en estos últimos años por el diseño de las letras, ya sea en cuadros que contienen citas (Nietzsche, Bruce Lee…) o rotulados de diferentes tamaños y coloridos.

Julia Vera expone su técnica caligráfica. Foto: Narso Vera.

JOSÉ CARLOS DE LA TORRE (ARTINWRECK)

José Carlos de la Torre (artinwreck) reparte su creatividad entre la fotografía –principalmente surfera- y las instalaciones en madera. En esta ocasión se ha decantado por su lado de carpintero y ha levantado una voluminosa pieza (formada a su vez por 300 elementos dentro de unas medidas totales de 8,70 metros de ancho por 4,80 de alto) que pretende dar la sensación de ser una parte habitual más del blanco espacio diáfano de la sala de exposiciones de La Mercé.  Su objetivo básico se enmarca en la filosofía artística de reciclar para el arte objetos o materiales que ya no se utilizan, en este caso la madera y los muebles, y dentro de él, llevar la madera a las galerías de arte. Esta pieza en concreto es una continuación de la serie “Texturas obsoletas”, que estrenó en la pasada edición de MIAU en Fanzara; incluso algunas partes de la misma han sido usadas en esta nueva creación, así como piezas que dieron forma al escenario del emac. en su primera edición.

Voluminosa instalación en madera de José Carlos de la Torre, ‘Artinwreck’. Foto: Narso Vera.

ANGIE VERA

En el extremo opuesto a la puerta cuelgan los tres cuadros de Angie Vera. A primera vista ya se observa que pertenecen a dos series diferentes, aunque sean figuras humanas las que ocupen el espacio. Por un lado, ha rescatado dos acrílicos sobre lienzo de la serie “convervaciones/conservaciones”, coprotagonizada junto a su hermana Julia (ambas trabajan juntas bajo el nombre de Very Veritas), quien aporta las frases en lettering que aparecen sobre los personajes. En el todo, se trata de una referencia visual a las conclusiones extraídas a las largas charlas entre las dos hermanas, dejando preguntas en el aire para ser reflexionadas por el espectador. A su lado, un cuadro al óleo titulado “quizás o tal vez”, tal como se puede leer en la mesa pintada que reúne a cuatro protagonistas que remite al instante al ouija. La luz, el color y los pesos que crean los protagonistas buscan la complicidad voyerística de quien las contempla mientras entra en el juego de  encontrar respuestas. En su método de trabajo, fotografía una escena preparada para después recrearla a través de la pintura.

Cuadros con la firma de Angie Vera. Foto: Narso Vera.

JUAN RUBIO

Formado en el sector audiovisual, otra parte de su creación se enfoca hacia la foto fija. El más nuevo de los artistas plásticos unidos a Isósteles, Juan Rubio, utiliza seres humanos para sus retratos, combinando el blanco y el negro. Por un lado, presenta una serie de imágenes que llaman la atención por algún rasgo corporal poco habitual o por alguna pose alejada de las formulaciones más clásicas de lo bello, escorándose hacia lo deforme, consecuencia del paso del tiempo. Y a su lado, fotografías centradas en el desnudo femenino.

Fotografías de Juan Rubio. Foto: Narso Vera.

ANTONIO CHACÓN

Artista mexicano, Antonio Chacón llegó a Burriana hace ya un lustro como consecuencia de la obtención de la beca de pintura Hàbitat Artístic de Castelló. Dibujo, cerámica, videoinstalación, escultura, pintura… Ningún medio de transmisión se resiste a su intención artística. En esta ocasión presenta una pieza de gran formato dividida en cuatro partes a modo de un biombo asiático. Piezas geométricas negras conviven con grises sobre láminas de madera sometidas a un extenso proceso de limado (hasta 15 pasadas). En palabras del artista, este “Biombo” es “una suerte de mythos prototípico. Revela una teogonía íntima: el caos primigenio de su existencia, sus miedos, deseos y pulsiones. Supone dimensiones inviables que se aproximan y alejan en territorios dislocados por el tiempo y la distancia: su circunstancia”.

El biombo de Antonio Chacón. Foto: Narso Vera.

 

JJ DOC

JJ Doc (o Juanjo Llopis) es un burrianense que ha dedicado prácticamente toda su vida a la música, en paralelo a su profesión de psiquiatra. En la pasada década descubrió la música electrónica y comenzó a adentrarse en un mundo de ordenadores y programaciones que desarrolla principalmente en sus proyectos Col·lectiu Camí Fondo y GIC. Deconstruye, manipula, desarrolla, crea. Para esta exposición ha dado vida a una composición sonora compuesta por seis partes entre las que incluye juegos con las voces de sus compañeros en Isósteles. El domingo 5 de febrero (18:45) tendrá protagonismo doble en La Mercé, ya que en el escenario del jardín desarrollará el espectáculo poético electrónico visual de Camí Fondo dedicado a Gil de Biedma.

El particular recibidor de la exposición, con el equipo que reproduce la música creada por JJ Doc para esta muestra multidisciplinar. Foto: Narso Vera.


  1. Creí conocerlos un poco en mi reciente visita, pero veo que tienen más sorpresas que darnos, ¡saludos jóvenes inquietos!

Deja un comentario